jueves, 22 de junio de 2017

Cap. 4150: "El Barça 'non grato' en Roma" [III]

La UEFA desmentirá estas declaraciones en nota oficial, pero Franchi no se dirigió al rotativo italiano para exigir rectificación. Mientras, los empleados del CONI, que son los encargados de la custodia y manejo del Olímpico de Roma, anuncian huelga o hasta sabotaje si se pretende celebrar el partido.

Lenzini está entre la espada y la pared. Es constructor y sus propios trabajadores amenazan con sabotearle las obras. Por otra parte, teme una dura sanción. El Lazio había estado fuera de Europa la temporada anterior por incidentes de su afición contra el Ipswich Town. Una retirada ahora, amén de dejarle sin el taquillazo de la visita de Cruyff, le podría provocar una larga descalificación, amén de tener que indemnizar al Barça por la taquilla de vuelta. No le ayuda nada que el Ministerio del Interior italiano comunique al de Asuntos Exteriores español que está en condiciones de garantizar la seguridad. Ni que su entrenador, Giulio Corsini, y el capitán, Wilson, se declaran dispuestos a jugar. Lenzini argumenta que el Barça podría sentirse coaccionado y que eso falsearía el resultado. La poderosa prensa milanesa le acusa de mezclar fútbol y política. En la prensa española se sigue el asunto al día.

No hay comentarios:

Publicar un comentario